A 2 millones de palestinos se les niega viajar y moverse debido al cierre del paso fronterizo de Gaza

El Centro Palestino de Derechos Humanos sigue con preocupación y pena el deterioro de la situación humanitaria en la Franja de Gaza debido al cierre actual israelí impuesto sobre el movimiento de  personas  desde y hacia la Franja de Gaza, además de las restricciones adicionales impuestas en el cruce de Beit Hanoun (Erez) que niega a más del 95% de la población de la Franja de Gaza viajar  a Cisjordania y al extranjero. El cierre del paso  fronterizo internacional de Rafah en las fronteras egipcias está en vigor desde hace tres meses,  causando más sufrimiento sobre la población de la Franja de Gaza, especialmente miles de casos humanitarios cuyas condiciones de salud se han visto agravadas  o sus negocios afectados. Hay más de 30.000 personas esperando la reapertura del paso, la mayoría de ellos son pacientes que no tienen un tratamiento adecuado en los hospitales de Gaza; Estudiantes universitarios en Egipto y en el extranjero; y ciudadanos con permisos de residencia o visados en países del extranjero.

Paso fronterizo de Rafah con Egipto

Según el seguimiento del PCHR, el paso fronterizo internacional de Rafah ha estado cerrado por 156 días desde comienzos de este año. Estuvo abierto durante 10 días en ambas direcciones y durante 4 días para personas que sólo regresaban a Gaza. Durante este período, alrededor de 6,209 personas pudieron viajar mientras que 9,052 personas regresaron a Gaza. El año pasado durante el mismo período de tiempo fuimos testigos del cierre del cruce durante 173 días, dejándolo  abierto sólo durante 9 días. Durante ese período, alrededor de 6.595 personas pudieron viajar a través del paso fronterizo  mientras que 2.822 personas regresaron a la Franja de Gaza. Como resultado del cierre, las condiciones de salud de cientos de pacientes, que habían recibido aplazamientos  para sus tratamiento en hospitales egipcios, se deterioraron. Además, miles de otras personas y familias, incluyendo estudiantes universitarios, ciudadanos con permisos de residencia en países en el extranjero y empresarios, experimentaron dificultades como resultado.

PCHR se da cuenta de que el sufrimiento actual de la población de la Franja de Gaza se debe principalmente al ilegal e inhumano cierre israelí impuesto a Gaza por undécimo año consecutivo, lo que constituye un castigo colectivo contra 2 millones de palestinos. La Franja de Gaza es una parte del territorio palestino ocupado (oPt) bajo el derecho internacional humanitario. Por lo tanto, Israel como potencia ocupante es responsable de las principales obligaciones hacia la población del territorio ocupado. En consecuencia, las autoridades de ocupación israelíes deben declarar el  fin inmediato al cierre ilegal y permitir la libertad de circulación de personas y bienes, ya que el cierre constituye una grave violación del derecho internacional humanitario y constituye un crimen de lesa humanidad. Además, es responsabilidad de las Altas Partes Contratantes de los Convenios de Ginebra de 1949 obligar a las autoridades de ocupación a respetar las normas del derecho internacional humanitario y a abrir todos los pasos fronterizos de la Franja de Gaza, incluido el de  Beit Hanoun (Erez) Erez,  por ser el único cruce que da importancia a la unidad geográfica entre la Franja de Gaza y la Ribera Occidental, incluida la Jerusalén ocupada, por lo que permitiría a los residentes de la Franja de Gaza circular libremente entre ciudades palestinas y viajar al extranjero.

PCHR es consciente de la situación de seguridad en el Sinaí y entiende las medidas de seguridad adoptadas por Egipto para preservar su soberanía y seguridad nacional. PCHR toma en consideración el importante papel desempeñado por Egipto en la población de la Franja de Gaza para aliviar su sufrimiento, incluyendo la apertura del cruce de Rafah y permitirles moverse y viajar libremente. PCHR pide a Egipto que responda a las necesidades humanitarias de la población de la Franja de Gaza y que proporcione las facilidades necesarias para sus viajes y transporte hacia y desde la Franja de Gaza a través de Egipto, especialmente en vista del cierre ilegal impuesto a la Franja de Gaza.

Artículo original en inglés: http://pchrgaza.org/ar/?p=13547

Apoya al Centro Palestino para los Derechos Humanos en su lucha por la justicia en Palestina. Hazte socia/o 

Deja una respuesta